El nuevo Palau obligará a comprar el Bowling Pedralbes

En la web de mundo deportivo, se hacen eco de una adquisición del BarÇa, Bowling Pedralbes.
Link de la noticia

El nuevo Palau fue diseñado para un máximo de 12.000 espectadores y, otro pabellón adjunto, para 2.000 personas. Estas eran las bases con las que HOK+TAC ganó el concurso internacional de arquitectura. Antes de la dimisión de Bartomeu, su junta había detectado ya la posibilidad de aumentar cabida, en eso estaban y de ahí el retraso del proyecto del Palau. Se pidió que el pabellón para el baloncesto (y grandes partidos de otros deportes) pasara a tener 15.000 butacas y que la pista anexa (para los partidos corrientes de las secciones) doblara su capacidad prevista hasta los 4.000 asientos.

Con el rediseño previsto por la nueva junta, con Jordi Llauradó liderando el proyecto, estos aforos no irán a menos. Las necesidades deportivas lo requieren. Pero, para asegurar espacio para la edificabilidad, ahora sí que el Barça tendrá que hacerse con los terrenos donde hay el histórico Bowling Pedralbes. Esa isla, en medio del territorio Barça, es una mina de oro para los propietarios. En su día, en unas primeras negociaciones, se barajaron cifras que rondaron los 8 millones de euros. El club no quiso comprar por lo que consideraba un precio excesivo. Ahora, sin embargo, el tiempo ha jugado a favor de la bolera que, puestos a cerrar el negocio y traspasar su preciado terreno, sabe que tendrá la sartén por el mango. El ‘strike’ puede ser sonado.